19 mar. 2013

#VidaUniversitaria: Rector Pedro Augusto Beauperthuy comprometido con sinergia entre Unimar y comunidades


El rector saliente Gerardo Aponte Carmona
y el juramentado rector Pedro Augusto Beauperthuy


Este miércoles 13 de marzo, fue juramentado el profesor Pedro Augusto Beauperthuy como Rector, por segunda vez, de la Universidad de Margarita; luego de culminar el período rectoral del abogado Gerardo Aponte, quien se desempeñó en este alto cargo académico entre el 2009 y el 2013, según lo establece los estatutos internos de esta casa de estudios.

El acto se llevó a cabo con la aquiescencia de las autoridades que conforman el Consejo Superior, el Cuerpo Rectoral, Decanos, profesores e invitados especiales. Comenzó a las 5 de la tarde en la sala de Conferencias 2, donde también fue juramentada la profesora Graciela Rodríguez de Tineo como Vicerrectora de Extensión, sucesora del profesor fundador Luis Alfredo Abdelnour, cuyo período también llegó a término.

Pedro Augusto Beauperthuy, Rector fundador de Unimar y miembro del Consejo Superior, expresó emocionado su satisfacción por asumir de nuevo este compromiso y aseveró que desde ahora es una enorme responsabilidad ante la comunidad unimarista, los pueblos insulares y orientales y toda Venezuela. “La universidad debe perseverar hacia el futuro en la búsqueda permanente de la interacción entre universidad y sociedad”, afirmó.

En su discurso, resaltó que el trabajo que en adelante emprenderá como Rector, supone, de forma imperativa, la participación en equipo, dejando claro que el factor humano que se desenvuelve en la vida universitaria tiene sus características propias y frente a esa diversidad hay que mantener un objetivo común: prestar un servicio educativo de calidad y para ello se hace necesario el concurso de todos mediante relaciones intensamente humanas.

Advirtió que desde su concepción, Unimar ya estaba estructurada para responder al modelo de educación universitaria que se exige hoy en día, relativo a destacar la misión pública de la universidad privada, así como su función social.

El Rector Beauperthuy se dirigió a cada grupo de quienes hacen vida en Unimar, enfatizando que la institución debe seguir fortaleciendo la formación de sus alumnos en cuanto a su ética y valores sociales, apoyados en el pluralismo cultural, social e ideológico. A los docentes los invitó a formar equipos integrados con los jóvenes para lograr el objetivo más elevado del proceso educativo, que es formar ciudadanos positivos.

“Queridos alumnos, ustedes están ligados a la más pura esencia de esta institución, son la razón de existir de este proyecto educativo, constituyen la alegría y la presencia juvenil en esta universidad en pleno desarrollo y dan un aporte invalorable en la creación de valores institucionales”, expresó a los estudiantes que asistieron.

Adelantó que desde ya está trabajando en un proyecto para abrir espacios de vinculación con los 4 mil 118 egresados de Unimar, la consideración de las condiciones laborales del capital humano y nuevas estrategias para continuar uniendo a la universidad con las comunidades.

Al Rector saliente Gerardo Aponte Carmona, manifestó: “Su gestión rectoral, queda asentada de forma destacada en la historia de nuestra joven Alma Mater. Debo destacar su conexión y representación acertada de la institución ante las instancias externas, en las cuales le correspondió desempeñarse. El Rector Aponte ocupa ahora un puesto en la historia de nuestra joven universidad, a la cual deberá seguir sirviendo en nuevas misiones institucionales”.

El aprendizaje

El profesor Gerardo Aponte Carmona, en su discurso de entrega agradeció al Consejo Superior por haberle permitido desempeñar sus funciones bajo el equilibrio entre libertad y disciplina, exigencia y apoyo, consideración personal y crítica a las ideas, así como respeto mutuo entre razón y necesidad. Igualmente agradeció a todas las personas que conforman Unimar, por el trabajo realizado en pro de la institución durante su ejercicio.

Reconoció que ser Rector es un trabajo intenso, que le exigió estar en permanente aprendizaje, ser transparente y eficaz dando su mejor esfuerzo.

“Todo lo bueno logrado es mérito exclusivo de la Universidad de Margarita y todo lo malo ocurrido es responsabilidad del Rector, aunque no tenga la culpa. La responsabilidad es la base de la autoridad y por tanto del poder que te permite arreglar lo que no funciona”, afirmó.

Agregó que Unimar está obligada a mantener un nivel de exigencia que garantice el máximo prestigio, por lo que invitó a los presentes a no decaer en el trabajo que ha rendido buenos frutos hasta ahora. Emplazó al trabajo en equipo para emprender los proyectos institucionales.

Finalmente expresó: “En mi caso, deseo que la pesada carga del éxito sea sustituida por la levedad de volver a ser un principiante, más inseguro en todo. En la mente del principiante hay muchas posibilidades y pocas en las del experto”. (CNP 12.469)